Post Pic

Pasar página

En la foto, el presidente del Legia, Boguslaw Lesnodorski, Jan Urban y Kibu Vicuña charlan antes de un partido de la Liga Europea. Desde octubre del año pasado que no escribía en el blog. Creo que nunca había tardado tanto tiempo en publicar entre una entrada y la siguiente. Dos han sido los motivos fundamentales: […]

En la foto, el presidente del Legia, Boguslaw Lesnodorski, Jan Urban y Kibu Vicuña charlan antes de un partido de la Liga Europea.

Desde octubre del año pasado que no escribía en el blog. Creo que nunca había tardado tanto tiempo en publicar entre una entrada y la siguiente. Dos han sido los motivos fundamentales: la gran cantidad de partidos que jugamos antes de navidades, y nuestra destitución justo después del último encuentro oficial del Legia antes del parón invernal.

Treinta y cinco partidos oficiales.- La primera parte de la temporada ha sido muy exigente, bonita, agotadora y positiva. Hemos jugado 21 partidos de liga, 12 partidos de competición europea (seis de fase de clasificación de la Liga de Campeones y otros seis en la fase de grupos de la Liga Europea), además de dos partidos de Copa de Polonia. Apenas hemos tenido semanas limpias y hemos estado jugando cada tres días sin parar con el consiguiente cansancio físico y, sobre todo, mental-emocional.

Disgusto y decepción.- Esa frase tan utilizada entre los entrenadores que dice que ¨si trabajas en el fútbol profesional sabes dónde estás hoy pero no dónde vas a estar mañana¨ nos ocurrió a nosotros en primera persona justo antes de navidades. Yo me enteré de nuestra destitución en el aeropuerto volviendo para casa. El proceso es siempre el mismo: primero disgusto y rabia, luego decepción, posteriormente análisis de la situación y finalmente aceptación. La experiencia ayuda mucho, no ha tenido nada que ver esta vez con la primera ocasión en la que salimos de Legia que fue mucho más dolorosa simplemente por ser una situación desconocida.

Objetivos cumplidos.- Hemos hecho un buen trabajo. La temporada pasada conseguimos un doblete (Liga y Copa) que no se conseguía en el club desde hace dieciocho años. En la actual 2013/14 hemos estado a sólo un gol de entrar en la fase de grupos de la Champions League, hemos participado en la Europa League y hemos dejado al equipo líder con cinco puntos de ventaja sobre el segundo. Nos contrataron para ganar la liga, la conseguimos. Cuando renovamos los objetivos eran participar en competición europea y volver a conquistar la Ekstraklasa. El primer objetivo cumplido y el segundo lo teníamos encaminado. Ha sido una gozada volver al Legia, todo ha sido muy positivo y la consecución de los títulos quedará en nuestra memoria para siempre. Nos vamos con la cabeza alta, la conciencia tranquila y sin ningún reproche, ha llegado la hora de pasar página.

Post relacionados:

  1. Tan cerca, tan lejos
  2. La montaña rusa del fútbol

Posts Relacionados

Posts Populares


2 Comentarios

02.13.14

Gran trabajo si señor! Y lo mejor va a ser cuando dentro de unos años veáis a los canteranos a los que habéis dado oportunidades llegar lejos…
Suerte en vuestro nuevo club, que estoy seguro que no tardará en llegar.
Saludos!

02.13.14

Muchas gracias Rubén por tu comentario! Veremos cuándo y dónde volvemos a entrar en la rueda! Un abrazo.

Comentar este artículo

* Los campos Nombre, Correo, Comentario son obligatorios